logo
img
img
Recibe más información
en época de calor: mantener una adecuada hidratación

Cuando has alcanzado el sueño de tener una casa propia dentro de la Zona Metropolitana de Guadalajara,  cada detalle que rodea a tu calidad de vida es importante. Y así como es prioridad invertir en la calidad de la casa en la que vivirás, también es prioridad la calidad que le brindas a tu cuerpo porque así  inviertes en ti mismo.

 ¿Sabías que el agua es el principal componente del cuerpo humano? Entre las funciones más importantes del agua en nuestro cuerpo destacan las siguientes:

  • Es esencial para la digestión, absorción y eliminación de desechos metabólicos.
  • Es necesaria para la estructura y función del aparato circulatorio.
  • Es el medio de transporte de nutrientes y de todas las sustancias del cuerpo
  • Ayuda a regular la temperatura corporal.
  • Protege y lubrica las articulaciones.

El cuerpo humano tiene un 75% de agua al nacer y cerca del 60% en la edad adulta. El agua de las bebidas, junto con la que tienen los alimentos, garantiza nuestra correcta hidratación. Por eso es muy importante tomar agua en cantidad y calidad adecuadas, especialmente cuando conocemos la influencia que puede tener sobre la salud y el bienestar de las personas.

El cuerpo humano no almacena el agua, por eso, la cantidad que perdemos cada día debe restituirse para garantizar el buen funcionamiento del organismo. Para cualquier persona sana, la sed es una guía adecuada para tomar agua, excepto para los bebés, los deportistas y la mayoría de las personas ancianas y enfermas. En estos casos, conviene programar momentos para ingerir agua.

La cantidad de líquidos que debemos ingerir varía entre 2.2 y 3 litros al día, incluyendo agua pura, alimentos y otras bebidas. Es importante destacar que puedes continuar con el ejercicio habitual que practicas y mucho mejor si es en zonas especialmente diseñadas para ello. Los individuos sanos disponen de mecanismos eficaces para eliminar el exceso de agua y mantener el equilibrio hídrico. Sin embargo, si excedemos la cantidad de agua recomendada (más de 3 litros al día en una persona promedio), podemos eliminar una importante cantidad de vitaminas y minerales a través de la orina.

Una deficiencia de agua de tan sólo un 1% del peso corporal se ha relacionado con una elevación de la temperatura corporal desde los 0.1 °C hasta los 0.23 °C. La deshidratación a partir de un 2% del peso corporal no sólo produce sed, sino que también afecta otros sistemas del cuerpo como:

  • Afecta el rendimiento intelectual, por ejemplo: memoria a corto plazo, atención, facultades aritméticas, psicomotricidad, toma de decisiones, etc.
  • Puede empeorar el proceso digestivo incluyendo problemas de estreñimiento.
  • Aumenta la probabilidad de tener infecciones y reacciones alérgicas.
  • Provoca dolor de espalda, de cabeza y articulaciones.

Frente a una deshidratación, deben reponerse gradualmente las aportaciones de líquido, con pequeñas tomas de alimentos de gran contenido de agua, infusiones o tés, y agua simple. Entre los alimentos con más contenido de agua se encuentran:

  • Verduras: apio, cebollín, flor de calabaza, calabacita, berro, lechuga, pepino, rábano, jitomate, nopal, ejote, jícama y espárrago
  • Frutas: fresa, melón, naranja, papaya, sandía, piña, ciruela amarilla, durazno, tuna, lima y guanábana

Como ves es de gran importancia mantenernos bien hidratados por todos los procesos corporales que necesitan del agua. No esperes a sentir sed, ya que éste es un síntoma de deshidratación. Es mejor mantenerte bien hidratado a lo largo del día tomando un vaso de agua cada dos o tres horas, y no tomarte los dos litros seguidos. 

CONOCE NUESTROS 7 MODELOS